Aquel 1715 que tanto dio que hablar

Mientras la gente de “Ocupa el Congreso” se manifestaba ayer en Neptuno, Esquerra Republicana de Catalunya, en la Comisión Constitucional (tiene su lado grotesco y su lado siniestro la cosa), defendía una iniciativa de ley para que la Cámara 'restituyera' los llamados 'derechos históricos' de Cataluña y su 'soberanía nacional', derogara los decretos de Nueva Planta (de 1715) y se creara una comisión Gobierno-Generalitat para negociar las reparaciones pertinentes. La iniciativa, basada en los mitos clásicos y la (des)interpretación de la historia propia del nacionalismo catalán, fue defendida por su portavoz, Alfred Bosch.

En eso se entretienen. Lo digo para que mis amigos de la indignación sepan en qué emplean su tiempo sus señorías republicanas (de la porgresísima Catalunya), mientras a ellos les parten la cara en la calle por los derechos constitucionales de los ciudadanos que viven en 2012.

Comentarios

  1. Siempre hubo personas personajes y personajillos,siempre hubo quien manipulaba,a los demás para que embarcaran mientras ellos se quedaban en tierra,pero es la ley de la manipulación habrá que asumir lo inevitable pero las protestas evitadas sobre lo que no funciona ,no contribuyen al mejor funcionamiento ,sino a la encronización del problema y s su agravamiento, hay que protestar siempre ante lo injusto ,y dejar de pagar sueldos a representantes que no rerpresentan mas que su `propios intereses.

    ResponderEliminar
  2. Lo curioso es que ya no se acuerdan que en octubre del 34, cuando Companys declaró la independencia (o casi, porque se integraba Cataluña en la República Federal Española) y Batet los metió a todos en la cárcel, nadie, o casi nadie salió a la calle a defender aquello ¿Cobardía?, ¡qué va!, porque menos de dos años más tarde, el pueblo defendió heroicamente la República en las calles de Barcelona.
    Unamuno decía que los pecados del pueblo español son la envidia, la soberbia y la ignorancia. Hace años que vascos y catalanes me demuestran que son, en esto, asquerosamente españoles.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario